Beady Eye – Sala La Riviera, Madrid

Autor: José Carlos

El pasado 18 de Marzo Beady Eye, la banda liderada por Liam Gallagher, hizo parada en la sala La Riviera de Madrid. La expectación por ver en directo el primer concierto en España de la banda británica y la presentación de su primer álbum, Different Gear, Still Speeding, era grande ya que no quedaban entradas.

La banda barcelonesa Stay se encargó de telonear a los ingleses Beady Eye. Con una fórmula basada en atmósferas de sonido de tinte psicodélico, dependiendo fuertemente de los efectos de guitarra, tiñeron de una refrescante y por momentos pesada psicodélia londinense. Podemos afirmar que pusieron en situación al público de la sala, la psicodelia era el plato del día, era la cena musical de la noche del 18 de Marzo.
Beady Eye con un Liam Gallagher como indudable líder, salió a la hora prevista, las 21:30 era la hora marcada para que diera comienzo el primer concierto en España de esta banda futura, nada que ver con lo que un día fueron, Oasis. Y es que eso es algo que había que tener presente, Oasis es pasado, así lo decía Liam al afirmar que no tocará ninguna canción de su antigua banda. La línea musical de este nuevo proyecto se aleja del sonido brit característico de principios de los noventa, este nuevo sonido quiere acariciar o vivir una época pasada, finales de los sesenta como referente. “Four Letter Word” abrió la noche de forma poderosa. Una composición directa, agresiva y con una base musical espléndida. Lo que nos presentaban esa noche, quedaba claro, no era otra cosa que música del ayer tocada en el mañana. Ante tal tema siguió “Beatles and Stones”, fuerza y ritmo fue la base de dicho tema, evocando a The Who en su primera época, por mucho que el tema mencione a The Beatles y The Rolling Stones. Liam con una voz perfecta y una actitud que molesta a muchos, ejerció de figura del rock. Liam Gallagher posee una actitud y una identidad única, no vendida nunca, su forma de actuar sobre el escenario es un clásico, si alguien espera que baile, se ria con el público o se emocione está equivocado. No se moverá, mirará el público con indiferencia, probablemente le dedique unas “buenas palabras” a algún espectador, puede que escupa y golpeé el micrófono con rabia, es Liam, como diría; “si no te gusta vete”. El tercer tema del concierto,”Millionaire”, nos transportó al pop más melódico e instrumental. Posteriormente se siguió una sucesión de temas de corte melódico y suave como “For Ayone” o “The Roller” con temas de impacto y fuerza, “Wind Up Dream” y la gran “Bring The Light”. Esta última fue tocada con fuerza y valía. Una composición añeja, teniendo presente las bases rock de mediados de los sesenta, un piano poderoso y guitarras aceleradas. En “Bring The Light” la sala no paró de bailar y gritar. Liam hizo olvidar, para los más sentimentales e incrédulos, que su futuro se llama Beady Eye y no Oasis. Se sucedieron todas los cortes del único álbum de la banda Different Gear, Still Speeding a excepción del corte décimo del álbum, “Wigwam”. En “The Beat Goes On” y “The Morning Son” el pop más refinado se personó. Liam consiguió algo que anhelaba siempre, sonar como su ídolo, John Lennon. Evocaciones del ayer. A parte de los temas de su único álbum, pudimos disfrutar de dos regalos bajo la etiqueta de “Cara B”, uno de estos regalos fue “Man of Misery”, una de las mejores canciones del concierto. Un tema sucio, potente, con una línea de bajo contundente y un órgano espontáneo mágico. Liam siempre ha estado cómodo ante composiciones de este tipo, rápidas y directas, pero creo que esta es su mejor composición. Música de 2011 con fecha en 1966. Para terminar el concierto, y como único bis, el cover de The World Twist, “Sons of the Stage”, un tema regresivo y necesario, con un cambio de ritmo realmente alucinante. Con dicho cover, se terminó el concierto. Sesenta y tres minutos de música regresiva, de rock y pop del ayer tocado en el hoy. Un ejercicio de calidad, todavía se pueden hacer buenas canciones. La duración del concierto fue muy corta, poco repertorio es la consecuencia de tal duración pero se tiene que señalar que no hubieron momentos para el aburrimiento, el hilo entre la banda y el espectador no se rompió hasta el final.

Liam Gallagher (voz), Gem Archer (guitarra), Andy Bell (guitarra), Chris Sharrock (batería), Jeff Wootton (bajo) y Matt Jones (teclados) abandonaron el escenario sin parafernalia alguna, se fueron sin más. No se necesitan gestos forzados o palabras vacías, la sinceridad es la base, tocan y disfrutan y en consecuencia disfrutamos los que lo vemos y ya está. No se necesita más.

Beady Eye consigue hacernos pensar que nos equivocamos de época, que la música vanguardista de hoy en día es vacía y plástica, que como el pasado no hay nada. El rock y pop de raíz es la base, la psicodelia sirve para empañar nuestros oídos de texturas pasadas tocadas en 2011. Sonidos del ayer interpretados y creados en el hoy con perspectiva de futuro, con intención de quedarse… por suerte.

Calificación; 7.5

Man of Misery

2 Respuestas a “Beady Eye – Sala La Riviera, Madrid

  1. Pingback: Beady Eye – Sala La Riviera, Madrid | rssPais.com

  2. Pingback: Beady Eye – Sala La Riviera, Madrid | Wiki colaborativa Pedia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s